viernes, 18 de mayo de 2018

Dare "Out Of the Silence II" (re-recorded, special edition) Legend Records , 2018 Review




Genre; AOR
Release date: June 29, 2018 


Track list

Abandon
Into The Fire
Nothing Is Stonger Than Love
Runaway
Under The Sun
Raindance
King Of Spades  ( Extended) 
Heartbreaker
Return the heart
Don't Let Go

The band

Darren Wharton Vocals & Keyboards
Vinny Burns Guitars
Kev Whitehead Drums
Nigel Clutterbuck Bass
Marc Roberts Live Keys

Produced by
Darren Wharton

Featuring James Burns on guitar
King Of Spades Middle Harmony


Hablar de este disco es hablar de uno de los mejores discos jamás publicados en este estilo. Lo tuvo todo, muy buena producción, unos temas insuperables y una banda joven dispuesta a comerse el mundo. Casi lo consiguieron, solo la mala suerte, la compañía de discos y las disputas internas privaron a DARE de reventar el mercado europeo y por que no, el mercado americano.  Cada composición de este disco es una joya que nadie se ha atrevido a retocar con el paso de los años. Solo Darren ha dado vida a diferentes versiones de alguno de sus más memorables clásicos con mayor o mejor acierto. 

El sonido que les ofreció Michael Shipley y Larry Klein fué mágico, insuperable por eso no entiendo el riesgo que han querido asumir DARE metiendo mano a este su mejor disco. Es cierto que la magia sigue estando presente en cada tema, eso es indudable pero parte de lo grandioso de su primer lanzamiento fue su sonido original. Ahora, Darren ha querido rescatarlo y re grabarlo con nuevos sonidos pero siendo fiel a las melodías originales. 

 

Pocos cambios en este nuevo proyecto. Quizás el cambio más apreciable se vea reflejado en dos temas. Han retocado algo el estribillo de la mega balada Nothing Is Stonger Than Love y quizás con este giro de estribillo gane en intensidad y melodía. Pero me sigue faltando la fuerza de la batería y la guitarra de Vinny no supera el sonido original.  El otro tema retocado entre comillas es el himno King of Spades donde introducen al final del tema unas guitarras más contundentes. En este caso discrepo de este cambio y me quedo de largo con la increíble versión al más puro estilo celta que nos regalaron en su lanzamiento Arc Of the Dawn.

Hay momentos en el que te preguntas el motivo de re grabar este disco. Sobre todo en temas como Runaway donde echas de menos la fuerza de antes. Por muchas guitarras que incluyan entre el solo de guitarra y el estribillo final no aportas nada nuevo.  Un tema que se ve lastrado y mermado por el pasado.

Lógicamente todos los temas no llegan al nivel esperado. Es normal.  Es prácticamente imposible superar una obra de arte. Miedo me daría ver a Def Leppard re grabar su Hysteria con una producción alejada de Mutt Lange. Sería una autentico atropello. Lo mismo sucede con este clásico. No sé si llamarlo error o simplemente una desafortunada idea.

Cierto es también que volver a escuchar a Darren es una delicia ya que tiene un tono especial que todo lo que canta lo convierte en magia. Es quizás lo bueno de este disco que no pierde la esencia, sigue estando presente. Muchos fans quedarán satisfechos con el resultado, otros fans más puristas se llevarán las manos a la cabeza y darán la espalda a este lanzamiento intentando salvaguardar el recuerdo imborrable de un disco insuperable. 

Sinceramente, si este disco significa que van a volver a girar bienvenido sea. Es la mejor noticia que podríamos tener. Ahora bien, de sus últimos lanzamientos es quizás el que menos ha conseguido remover mis entrañas sobre todo después de su maravilloso Sacred Ground. 

Escucharlo y decidir vosotros mismos. Yo lo sigo disfrutando intentando buscar el nuevo aire que los chicos han querido dar a los temas ya que de momento me parece estar escuchando un disco pirata de la banda....una especie de " demos perdidas". 

Antonio AORLAND



Image and video hosting by TinyPic

martes, 1 de mayo de 2018

VEGA “ONLY HUMAN” FRONTIERS 2018 REVIEW






Frontiers Music s.r.l. 11 May 2018 


Tracklist:
Let´s have fun tonight
Worth dying for
Last man standing
Come back again
All over now
Mess you made
Only human
Standing still
Gravity
Turning pages
Fade away
Go to war


Band:

Nick Workman: Lead vocals, backing vocals, acoustic guitar and wall hitter
Tom Martin: Bass guitar
Marcus Thurston: Lead Guitar
James Martin: Keyboards
Mikey Kew: Guitar, backing vocals
Martin “Hutch” Hutchinson: Drums 

“Fantastic and powerful melodic sounds, very enjoyables”


Poco puedo ya deciros de esta fantástica banda a los que llevo siguiendo, sobre todo a su cantante, desde los tiempos en que formaba parte de “Kick”. Luego ha formado parte de otro grupo hasta consolidarse aquí en VEGA donde ya van 5 discos, con éste, cada uno de los cuales plagado de grandes sonidos y canciones. Cuentan además con nada menos que Harry Hess (Harem Scarem) en la producción lo que les da un plus de atractivo a la hora de que nos interese el producto que pretender ofrecernos. Y eso que la portada es muy bonita pero con esa medio calavera “asusta” y parece que van a endurecer el sonido cosa que luego veremos. Nunca se han caracterizado por unas portadas fantásticas que acompañen a su música y es algo que les achaco desde sus comienzos pero mientras el contenido sea tan bueno como los anteriores se lo perdono.

Tenía ganas de pegarle un orejazo al nuevo trabajo ya que llevan un tiempo buscando ese estilo propio que los diferencie de bandas como Leppard a los que comparaban en sus inicios. Es por ello que no voy a aburriros más con descripciones que muchos ya sabéis y vamos a comenzar a desgranarlo.

Con un sonido algo “sucio” pero cargado de fuerza y energía comienza “Let´s have fun tonight” que como su nombre indica nos invita a desmelenarnos por completo con una sucesión de tonos fiesteros que impide que nuestras extremidades paren quietas ni un segundo mientras estos chicos sacuden nuestros altavoces con ese desparpajo que poseen y que les ha hecho crecer tanto durante estos años.

No nos dan tiempo ni a prepararnos un whisky cuando atruena “Worth dying for” proveniente de la cadena del salón y hasta mis peques no han podido resistir el impulso y se han puesto a bailar como posesos ante tal impacto de melodías que les provoca una descarga de endorfinas similar al placer que experimentan ante una dosis exagerada de azúcar. Dos canciones casi calcadas en su presentación y ejecución que nos hace presagiar grandes cosas, ¿será verdad?.


Con una alocución de radio comienza el single “Last man standing” donde se “pausan” un poco y dejan algo de relevancia al teclado, dulcificando un poco el sonido que en parte me recuerda mucho a los Europe ochenteros, en la zona del estribillo, aunque dándoles su toque personal y haciendo que el círculo se cierre de forma genial, conjugando un todo efectivo y preciosista que hace que disfrutemos sobremanera de cada estrofa que tenemos el privilegio de escuchar. Fantástica.

Pero, siempre hay pequeños peros, tenía que producirse un tropezón como “Come back again” que por más vueltas no me casa de ninguna manera ya que quizás en acústico como bonus no estaría mal pero queda en un medio camino entre medio tiempo y balada y se diluye como la miel en un vaso de leche dejando ese poso empalagoso pero que no llena nada y sólo te permite suavizar la garganta.

Rápidamente pasamos a “All over now” para enjuagarnos y que no queden restos del sinsabor sufrido y doy fe que es lo mejor que podía haber hecho. Gran tema que va “intrigándonos” desde el comienzo con un Nick que nos va manteniendo en suspense hasta que ya con un puente hacia el estribillo nos encauza y absorbe del todo para tenernos comiendo de su mano al final y lograr su objetivo final que no es otro que postrarnos ante ellos y darles las gracias por ese gran tema.

Ufff ese comienzo arrollador de “Mess you made” demuestra la madurez que han adquirido con cada disco publicado y cómo van escalando posiciones entre los que seguimos este estilo musical a base de mucho curro, discos muy buenos y conciertos memorables como el que disfrutamos hace un tiempo en Madrid. Me encanta como el fondo musical dirige la canción hacia donde le apetece y Nick sólo tiene que dejarse llevar como ese riachuelo que quiere desembocar en el mar y va abriéndose paso por donde los desniveles del terreno le van indicando. Genial tema.

Que la fiesta no decaiga con “Only human” y esos coros con un halo atmosférico que te van rodeando hasta hacer que formes parte de ellos y te unas a la causa comenzando a tararear el tema y uniéndote al grupo al son de “We´re only human”. No es que sea un gran tema pero va a ser muy divertido de poder cantarlo con ellos en el directo que espero pase por España como promoción de este larga duración. 

Vuelven a ser algo truculentos con ese inicio “baladístico” que camufla la posterior subida de escala para hacer de “Standing still” un tema muy VEGA que coquetea con unos coros a lo Leppard geniales pero que abusa con un estribillo muy repetitivo y machacón que llega a dar algo de tedio y ello a pesar de la fantástica guitarra que nos acompaña a lo largo de los casi 5 minutos de tema.

He tenido que volver a mirar la promo porque pensé que me había confundido y estaba poniendo la de W.E.T.. Qué pedazo de inicio tiene este “Gravity” pero la pena es que se enreda y da un batiburrillo de ideas que algunas merecen al pena pero otras van enterrando la canción y sumergen lo que pretendían que viéramos. Me deja un sabor agridulce que no acaba de sentar bien a mi paladar.

El momento balada llega de la mano de “Turning pages” que es otra más con la que ponernos romanticones y dejar salir nuestro lado más sensible (el mío creo que está pero aún no sé dónde porque estos temas no despiertan el más mínimo interés en mí) y tierno. Ideal para el público más “mecheril” y que estos temas los usa como bandera de sus relaciones o conquistas amorosas.

“Fade away” ya es harina de otro costal y desde un principio atrae mi atención con ese sonido más americanizado que he mamado desde pequeño y rematado por un estribillo a la perfección que va haciendo como si fuéramos escalando una montaña de y pico mil metros y con él llegáramos a hacer cumbre y poner nuestra bandera. Me encantan estos temas tan directos y de gran gusto musical.

Nos vamos a la guerra para cerrar este redondo con “Go to war” que vuelve a engañarme vilmente con el inicio que posee pero que va cogiendo una cadencia muy buena que hace que pueda decir que culminan en plenitud para hacer que pueda quitarme los auriculares y soltar un soplido de satisfacción ante lo que acabo de poder escuchar.

En resumen un fantástico disco que es lo que me esperaba de ellos, mantienen su dinámica y buen hacer e incluso yo diría que le añaden unos pocos matices respecto al anterior. Hay un par de temas que flojean pero es imposible mantener ese nivel tanto tiempo ya que serían el Atlético de Madrid y ese privilegio sólo lo poseen unos pocos elegidos, aunque se acercan peligrosamente, todo hay que decirlo. Desde mi humilde opinión os lo recomiendo a ojos cerrados y, por supuesto, ocupará lugar en mi discografía al lado de sus 4 hermanos.

Hightly recommended.
Redactor: Manuel García.


Image and video hosting by TinyPic